Varias redes sociales

Redes sociales: Algunos consejos para blogueros

Continúo dando consejos a quienes interesen abrir un blog. Para la entrada de hoy quiero hablar de las redes sociales. Seamos honestas, un blog no es nada sin ellas, pero tampoco se deben usar a lo loco.

Son muchos los consejos que podría brindar sobre el tema, he aquí los tres que considero más importantes:

Promociona tu blog y sus entradas en redes sociales, pero no te vuelvas loca

Es humanamente imposible estar al tanto de todas las redes sociales. Por eso no se debe pretender usarlas todas para promocionar un blog. Los expertos aconsejan no más de tres. Es decir, una vez se publique una entrada, compartirla en redes, como por Facebook, Twitter e Instagram. De hecho, con dos es suficiente.

Árbol de redes sociales

Imagen de Gerd Altmann

Compartir la publicación no implica repetirla, es simplemente avisar que se ha publicado algo nuevo y dirigir a los lectores al blog como tal.

A continuación, mi experiencia con algunas redes:

  • Facebook: Es tan importante que hablaré exclusivamente de ella más adelante. Sin embargo, puedo decir que la mayoría del tráfico hacia Elucubrado es a través de esta red social.
  • Twitter: Su formato breve permite que se avise la publicación de una nueva entrada en el blog. El uso de las etiquetas (hashtags, en inglés) tiene la ventaja de que se pueden asociar una o varias al blog. Por ejemplo, trato de usar #elucubrando para casi todo lo relacionado con el blog y mi faceta de escritora y #maiteramos cuando se relaciona con la escritura.
  • Google Plus: Honestamente no sé para qué sirve, pero ahí está. Su carácter visual permite que el aviso salga con la primera fotografía de la entrada. El problema es que como red social ha sido un fracaso. No recomiendo su uso.
  • Pinterest: Me encanta esta red social, pero no es muy buena para avisar la publicación de una entrada. No obstante, es excelente para darle vida a entradas antiguas o a aquellas relacionadas con moda, cocina o manualidades.
  • Instagram: Esta es una de mis redes favoritas, pero pésima para avisar la publicación de una entrada. No permite publicaciones automáticas, no acepta hipervínculos y requiere dedicarle mucho tiempo. Su mejor uso es complementar el trabajo del blog, no anunciarlo.

No repitas, no y no

Si algo no les gusta a los motores de búsqueda es información repetida. Bajo ninguna circunstancia repitas la entrada en otra red social. Serán suficiente una cita, un comentario o pocas palabras. Lo importante es en enlace a la entrada en el blog, es ahí donde debe leerse el escrito.

Esto me lleva a Tumblr. Recordemos que se trata de una plataforma de blog que sirve también como red social. Se caracteriza por ser más que nada visual, pero permite la publicación de entradas con texto extenso. Hay que evitar caer en esa tentación. Por mi experiencia, desaconsejo su uso junto con un blog.

Facebook es un mal necesario

Logo de Facebook en Scrabble

Fotografía de William Iven

Si quieres que tu blog se lea, tienes que usar Facebook, pero como todo existen sus trucos.

  1. Separa tu blog de tu perfil personal. No quiero decir que no uses tu perfil para avisar que has publicado en tu blog, lo que quiero decir es que, para mantener tu paz mental, no mezcles tu perfil personal con tu blog. En el próximo punto lo explico.
  2. Crea tu página de bloguera, es decir tu propia “fan page”. Es la mejor opción:
    • No es obligatorio una relación de amistad. Quienes le den me gusta a tu página lo harán porque quieren.
    • Puedes dedicarte exclusivamente al tema del blog. No solo avisas que has publicado algo nuevo, sino que puedes compartir información de otras páginas relacionadas con tu tema, publicar de otras redes sociales que uses, hacer encuestas, discusiones, grupos, conmemorar hitos, promociones, ventas, eventos… Es tanto lo que se puede hacer que el tiempo no alcanzará.
    • Puedes interactuar con tu comunidad de lectores de una manera más directa de la que ocurre en el mismo blog.
    • Te permite el uso de estadísticas que complementan las que se obtienen en el blog.
  3. Evita caer en la tentación de reescribir la entrada en su totalidad, aunque sea en las notas. Usa Facebook para avisar que has publicado algo nuevo y dirigir a los lectores al blog.
  4. Aprovecha el que se puedan programar publicaciones en la página. Eso no se logra en los perfiles personales. Sin embargo, no satures al lector. Se recomiendan no más de tres publicaciones diarias.
  5. Como todo, mantener una página en Facebook requiere mucho trabajo. Repito: mucho trabajo, pero vale la pena.

Un consejo útil

Muchas plataformas para blogs permiten programar el aviso de publicación a redes sociales tan pronto se publica una entrada. Eso es oro. Ahorra tiempo, por lo que no se puede desaprovechar esa oportunidad. Incluso se permite personalizar lo que se publicará en las redes. ¿Qué más se puede decir? Las ventajas son enormes.

Teclado con teclas para redes sociales

Fotografía de kropekk_pl

Las redes sociales complementan el blog

Para ser bloguera hay que trabajar en el blog y tener claro que las redes sociales complementan lo que se hace ahí, no lo sustituye. Se pueden publicar fotografías en Flickr o vídeos en Youtube que luego se usarán en una entrada del blog. Sin embargo, se debe tener claro que no deben constituir la entrada en sí, sino parte de ella. Se recomienda que las redes sociales tengan información exclusiva que no necesariamente se comparte entre ellas o se publica en el blog, pero lo más importante debe ser el contenido del blog. Por eso se habla de complementar.

Las redes sociales son herramientas valiosas que todo aspirante a bloguero debería aprender a usar.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.