Ficha de La Perricholi, de Luis Alberto Sánchez

La Perricholi, de Luis Alberto Sánchez

A pesar de lo tumultuosa que ha estado mi realidad en los últimos tiempos, he continuado con el reto de lectura mensual. No había podido publicar la reseña del libro La Perricholi el primer sábado del mes, como le correspondía, porque estimé necesario publicar una entrada con otro tema.

Aquí va la reseña del libro de marzo: El texto de Luis Alberto Sánchez es la historia novelada de Micaela Villegas y Hurtado de Mendoza, mejor conocida como la Perricholi, cuya vida transcurrió en el periodo pre movimiento de independencia del Perú.

Retrato de Micaela Villegas, la Perricholi

Supuesto retrato de la Perricholi

El libro consta de 14 capítulos, divididos en cuatro partes, que comienzan con el acontecer en Lima, años antes del nacimiento de Mica, como la llamaban sus allegados, hasta su muerte.

Originalmente, el libro se publicó en 1936. Quizás por eso no es tan profuso en ciertos detalles escabrosos, por lo que la figura de la Perricholi oscila entre una joven alocada a una desvergonzada meretriz. Sánchez, sin embargo, no se decanta por ninguna de las dos.

Hay realidades históricas que no se pueden negar: la chica era precoz, fue una actriz talentosa, fue amante del virrey Amat, tuvo un hijo fuera del matrimonio con él, era impulsiva y caprichosa. Para los limeños de la época su sola existencia era un escándalo. Pero a veces la narración parecía presentar a una mujer inofensiva. Nunca me quedó del todo claro quién era ella.

El hecho de que se trate de una historia novelada supone que el autor se documentó, pero también añadió parlamentos de su propia invención. Y he aquí uno de los problemas del libro: no es historia, tampoco una novela y a la larga es pesado de leer.

Para abril, corresponde un libro de un ganador del premio Nobel. Demás está decir que se tratará de un Nobel en Literatura. Con todo lo que está pasando no me echaré al cuerpo un libro de Química, Física o Economía.

Logo del reto de lectura de 2017

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *